Culto al Cuerpo

ESTETIZACIÓN Y SOCIEDAD CONTEMPORÁNEA. LA INDUMENTARIA

Las distintas sociedades a lo largo de la historia, se han servido del cuerpo humano para portar una indumentaria cuyo valor inicial era proteger la vida de las inclemencias del tiempo, pero a medida que las sociedades se han ido sofisticando, la importancia del verstir ha ido adquiriendo nuevos valores que la emparentan directamente con la función y definición de distintos grupos sociales, no solo profanos sino también espirituales. Miembros de distintas religiones así como distintas tribus tradicionales y colectivos urbanos visten prendas de estilos predefinidos para crear cohesión y espíritu de pertenencia a un grupo social o marca comercial, pero también valores diferenciales. Vemos a lo largo del tiempo la definición estilística uniformadora de diversas órdenes religiosas y del ejército tanto como de prendas que definen regímenes políticos -camisas de cuello Maoísta en China- hasta llegar el uso masivo de pantalones vaqueros que inicialmente surgieron para marcar un espíritu contracultural e innovador. Como contraste individualizador, asistimos a la prolífica creación de trajes deslumbrantes diseñados por diseñadores de alto standing para marcar diferencias de status y también a las creaciones de moda experimental sobre la que se sustentan marcas comerciales en su deseo de expresar el carácter vanguardista y el individualismo radicalizado (también en el peinados y los complementos decorativos). Una aproximación popularizada de algunos de estos valores, define ciertas evoluciones actuales de la moda de las clases medias.

Se puede afirmar que a nivel publicitario, nuestro modelo social marcado por el individualismo y la tecnología, potencia con su publicidad lo que se ha venido a llamar el culto al cuerpo. Tal como nos explica la escritora Patricia Soley_Beltrán, la publicidad propicia una obsesiva devoción por la figura exterior y su apariencia lo que provoca, con frecuencia, el rechazo de nuestro cuerpo real y de nuestra realidad vivida corporalmente, tal como vemos en el creciente avance de los casos de anorexia o vigorexia. Esta acepción del culto al cuerpo refleja un aspecto de la ideología del consumismo que nos presiona psicológica y socialmente para gastar energía, tiempo y dinero en ese frustrante intento de alcanzar la figura ideal, una irrealidad que nos perjudica en muchos sentidos. En consecuencia, estoy de acuerdo con los que piensan que deberíamos comprender nuestro cuerpo, más allá de los imperativos publicitarios y de la apariencia, como una realidad volitiva y proyectiva desde la que promover nuestra realización personal, a través del amor por el desarrollo de nuestras mejores aptitudes y potenciar así nuevos espacios de libertad. Personalmente, pienso que el culto al cuerpo debería también comprenderse a la luz de la espiritualidad yóguica que define el cuerpo como receptor potencial de valores trascendentes, comprendidos a la luz de la psicología transpersonal que postula que la trascendencia es fomentada en todas las religiones, pero también en actividades laicas como el amor devocional al arte, al deporte y a la cultura, quizás desde esta integración de valores materiales y espirituales saliera reforzada la creación de una moda ecológica basada en el uso potenciado de tejidos naturales que permita que nuestra energía psicofísica fluya con más facilidad. 

Incluyo en este apartado, como ejercicio intelectual, el análisis académico desde la visión sociológica de clase y género, de un audioivisual dentro del marco de los cursos de verano 2013 de la UOC (Universitat Oberta de Catalunya). El culto al cuerpo es el tema impartido por la doctora en Sociología del género por la Universidad de Edimburgo y exmodelo internacional Patricia Soley_Beltrán, premio anagrama de ensayo 2015 con ¡Divinas! Modelos, poder y mentiras'. 

+Información


Mis Redes

DANZA

DANZA

Selección fotográfica en Pinterest
&

&

ARQUITECTURA

ARQUITECTURA

Arquitectura Experimental
BLOG ARTE Y CUERPO

BLOG ARTE Y CUERPO

Arte y Cuerpo en la Era Digital
&

&

CULTURA Y TECNOLOGÍA

CULTURA Y TECNOLOGÍA

Publicidad, Danza, Moda, Arte...